VI Asamblea de Cáritas Diocesana de Córdoba

Bajo el lema “Compromiso fuerte para un tiempo frágil”, más de 400 voluntarios de Cáritas provenientes de 69 parroquias de toda la Diócesis de Córdoba, se reunieron el pasado 13 de noviembre, en la Casa de Cursillos de San Pablo, para celebrar la VI Asamblea Diocesana.

CÁRITAS (1)La apertura de la misma corrió a cargo de Mª Dolores Vallecillo, Directora de Cáritas Diocesana y la jornada estuvo presidida por Mons. Demetrio Fernández, quién elogió la labor que realiza este organismo oficial de la Diócesis de Córdoba, orientando y coordinando la acción caritativa y social de las comunidades cristianas. Asimismo, D. Demetrio Fernández presentó la ponencia, que corrió a cargo de Armando Cester, presidente de Cáritas Regional de Aragón, tras una oración inicial.

Armando Cester centró su exposición en el análisis del perfil del voluntariado, planteándose como pregunta: ¿Qué voluntarios queremos y necesitamos en nuestra Cáritas? Teniendo en cuenta este planteamiento, el ponente manifestó que el voluntariado debe tener como fundamento a Dios comunión de amor, enraizado en Cristo y movido por el Espíritu. Aseguró que los pobres tienen que ser la opción preferencial de todo voluntario, que sepan combinar la ayuda asistencial, la promoción social y la lucha por el cambio o reforma de las estructuras sociales, encarnados en la sociedad de una manera viable y significativa. Por ello, afirmó que, mediante una vida modesta, sencilla y austera, los voluntarios deben poner todos sus bienes al servicio de aquellos que lo necesitan y tener a Dios como centro de todo.

El ponente concluyó pidiendo a todos que antes de actuar, pensemos qué repercusión pueden tener nuestros actos para los pobres, y que tengamos presente siempre que “Dios es amor y ante él no cabe otra actitud que la oración de alabanza”.

Tras conocer los datos del informe del Secretario General, al que siguió un turno de intervenciones, Manuel Mª Hinojosa, Delegado Diocesano de Cáritas, procedió a exponer las líneas prioritarias de trabajo que los miembros de las Cáritas Parroquiales han decidido que deben regir la acción social de la institución diocesana durante el próximo trienio 2010-2013.

Objetivo de la Asamblea

El objetivo de la Asamblea fue poner en conocimiento la situación social actual y la realidad de Cáritas en la Diócesis, en un espacio de encuentro comunitario y de reflexión. Además, trató de aunar esfuerzos para fomentar la reflexión y descubrir cómo vivir mejor el misterio de la Caridad, desde el análisis comunitario y la oración.
.
Además, Cáritas Diocesana entregó un informe en el que se estudia el perfil de quienes acuden a este organismo y se analiza el número de solicitudes de ayuda a Cáritas, donde queda reflejado que en Córdoba aumentaron más del doble entre 2007 y 2009, sobre todo en alimentación, vivienda y empleo.

Durante el año 2009, Cáritas Diocesana de Córdoba y las distintas Cáritas parroquiales intervinieron en los servicios de acogida, asistencia y empleo más de 2.358.622’10 €.

La jornada finalizó con una Eucaristía presidida por el Sr. Obispo, donde rogaron por los frutos de este encuentro, que debe alentar en la acción diaria de Cáritas al servicio de los más pobres y necesitados, especialmente en estos tiempos de dura crisis económica.