Una vigilia de oración contra la trata de personas

Se celebró el pasado 8 de febrero, en la capilla del colegio Santa Victoria

El 8 de febrero, festividad de Santa Josefina Bakhita, se celebró la Jornada mundial de Oración y Reflexión contra la Trata. Este año el lema propuesto por la Comisión Episcopal de Migraciones de la CEE ha sido “Juntos contra la trata”.

Santa Josefina Bakhita fue secuestrada por traficantes de esclavos y cuando alcanzó la libertad y profesó la fe cristiana, perdonaba y rezaba por sus captores que tanto sufrimiento le habían ocasionado para que llegaran a conocer, como ella, a Jesús.

En nuestra Diócesis, la Delegación de Migraciones organizó una vigilia de oración por las víctimas de la trata en la capilla del colegio Santa Victoria. Esta vigilia tuvo como tres momentos principales, según explicó el sacerdote Manuel Vida, delegado diocesano de Migraciones.

La vigilia comenzó con un canto y una introducción sobre el significado de esta jornada a cargo del delegado, se leyó un testimonio para ayudar a concienciar acerca de esta realidad de la trata de personas y el comercio sexual que afecta a tantas personas, muchas de ellas inmigrantes. En un segundo momento de la vigilia se habló de la esperanza y del trabajo que realizan muchas personas, asociaciones y religiosas como las Adoratrices, para luchar contra la trata. Finalmente, la oración fue encaminada a dar gracias a Dios por las personas que consiguen superar esta situación. Todo ello acompañado de velas y cantos en los que participó coro de la parroquia de Nuestra Señora de Linares.

COMPARTIR EN REDES SOCIALES