“San Juan de Ávila constituye el modelo del clero diocesano cordobés”

El profesor Juan Aranda Doncel imparte una conferencia sobre el Santo Maestro en el Obispado de Córdoba.

Esta mañana, se ha impartido una conferencia sobre San Juan de Ávila, próximo doctor de la Iglesia, promovida por la Fundación Miguel Castillejo. El acto celebrado en el salón de actos del Obispado de Córdoba, ha estado presidido por el Obispo de Córdoba, Mons. Demetrio Fernández y ha contado con la presencia de numerosos sacerdotes y fieles que han querido escuchar la explicación de Juan Aranda Doncel, Académico Numerario de la Real Academia de Ciencias, Bellas Letras y Nobles Artes de Córdoba.
Miguel Castillejo, presidente de la fundación, ha sido el encargado de presentar al ponente, destacando que "Juan Aranda Doncel desde el último tercio del siglo XX hasta nuestros días ha venido recogiendo científicamente todo el arsenal histórico, costumbrista, cultural, y del pensamiento teológico sobre un gran espectro de cofradías y hermandades de penitencia y gloria así como de otros eventos históricos, eclesiales y de la devoción popular".
A continuación, ha tomado la palabra el profesor Aranda Doncel quien ha disertado sobre el pensamiento del Santo, haciendo hincapié en "cómo la figura de San Juan de Ávila es el norte y el guía del clero diocesano cordobés del siglo XVI". En este sentido, ha destacado las instituciones educativas existentes en esa época, para la formación del clero cordobés, entre las que se encuentra el Seminario Conciliar San Pelagio, y que se vieron "monopolizadas por la Compañía de Jesús".
Asimismo, ha trazado un paralelismo entre la figura del patrón del clero secular español y dos sacerdotes cordobeses con trayectorias muy diferentes como son: Juan Fernández de Huertas y el padre Cosme Muñoz Pérez, "dos claves exponentes de fidelidad al modelo sacerdotal de San Juan de Ávila".
Finalmente, el Sr. Obispo ha subrayado que "la Diócesis de Córdoba es bendecida por Dios por este gran testigo de Jesucristo y gran apóstol especialmente de los sacerdotes", pero por este motivo, "nos cabe hoy acogerlo en toda su riqueza para poderlo ofrecer al mundo entero".