Pascua del Enfermo

Hoy se ha celebrado una Eucaristía con motivo del Día Diocesano del Enfermo, en la Santa Iglesia Catedral.

La Pascua del Enfermo ha estado presidida por Mons. Demetrio Fernández y ha congregado a muchos miembros que colaboran con la Pastoral de la Salud (religiosos, personal sanitario y voluntarios) así como los enfermos que han recibido el sacramento de la Unción de los Enfermos, como signo de redención y unión de su sufrimiento a la cruz de Cristo.

De este modo, el Sr. Obispo ha hecho presente la cercanía de Jesús a los enfermos y les ha dado la bendición.

Además, en su homilía el prelado ha explicado el sentido de esta fiesta: “la victoria de Cristo sobre la muerte”, y ha invitado a “hallar el consuelo de Cristo que ha venido a sanarnos de nuestros pecados y a abrirnos las puertas del Cielo”.

Por otro lado, siguiendo el mensaje del Papa para el Día Diocesano del Enfermo, “sus heridas nos han curado”, Mons. Demetrio Fernández ha recordado el pasaje del Siervo de Yahveh que ha pasado por el trance del dolor y la muerte y cuyas llagas son mostradas a los discípulos como “trofeo de gloria”.

Asimismo, ha afirmado que a muchos hombres el sufrimiento les hace entrar en crisis de fe pero que en esta Pascua del Enfermo vivimos que el sufrimiento se convierte en luz y en cátedra del amor.