La Pastoral Gitana celebra la fiesta del Beato Ceferino

Medio centenar de gitanos conforman esta Pastoral totalmente viva y activa en el seno de la diócesis cordobesa

La Pastoral Gitana de la diócesis de Córdoba se encuentra en uno de sus momentos más bonitos, según el responsable de ésta, Pepe Vacas. Y no sólo porque justamente el pasado domingo celebraron la fiesta del Beato Ceferino, mártir y referente gitano cristiano, sino porque cada vez son más las personas que se acercan a formar parte de esta Pastoral ubicada en la parroquia de Jesús Divino Obrero. “La Pastoral Gitana está en un momento apoteósico, somos incluso referencia en España y nuestro Obispo está muy contento con nosotros”, asegura Vacas.

Aunque en un principio eran poquitos, hoy por hoy son ya medio centenar los que forman parte de este grupo de la Iglesia católica, entre ellos muchos jóvenes que se han incorporado y que ayudan en el funcionamiento de éste. “Estamos muy contentos en este momento, a pesar de que no todos los gitanos están en el seno de la Iglesia, pero lo importante es llenarnos de Dios y dar testimonio de ello para contagiar a todas las personas con las que estamos”, explica Pepe Vacas, quien lleva impulsando esta pastoral desde sus inicios.

Respecto a la fiesta del Beato Ceferino, sirvió un domingo más para unirse en torno a la eucaristía y compartir una jornada de convivencia entre todos los gitanos, recordando la vida de este hombre “pobre y analfabeto” que llegó a alcanzar la santidad.