Festividad de San Sebastián en Villanueva de Córdoba

Durante los días 17 al 19 de enero, se celebró en la parroquia de San Sebastián el Triduo en honor de su titular. Al día siguiente, la imagen del Santo salió en procesión.

Numerosos fieles de la parroquia de San Sebastián de Villanueva de Córdoba ha asistido al Triduo en honor a su titular, celebrado durante los días 17, 18 y 19 de enero. El día 20, tras la celebración de la Eucaristía, la imagen del Santo Mártir salió en procesión acompañado por el Párroco, su Hermandad, la Banda de Cornetas y Tambores “Virgen de Luna” y numerosos fieles, que quisieron venerarla.

 

Historia del Santo

San Sebastián ha sido un Santo al que Villanueva le ha tenido especial veneración desde los mismos orígenes de la población. El primer oratorio que se hizo en la localidad que entonces nacía, allá por el siglo XV, fue dedicado a él. En el siguiente siglo, cuando se construyó la iglesia parroquial, los vecinos no olvidaron a San Sebastián, y en 1585 construían la actual ermita, entonces en el extrarradio y hoy en el mismo centro de la población. En 1954 pasó a ser la iglesia de la parroquia fundada por el Obispo Fray Albino, y que continuó manteniendo su secular nombre.

También, a finales del siglo XVI aparece en la documentación de las Visitas Pastorales referencias a la Hermandad de San Sebastián, lo que la convierte, junto a la de la Virgen de Luna, en la más antigua de las que han sobrevivido al paso del tiempo en Villanueva de Córdoba.

Además, San Sebastián fue elegido como patrón de los aceituneros cuando este cultivo comenzó a tener relevancia desde mediados del siglo XIX. Hasta no hace tanto, cuando las faneguerías de aceituneros pasaban prácticamente los dos meses de campaña viviendo en el cortijo, en la tarde de la víspera de su día, el 19 de enero, se festejaba con grandes candelas a las puertas de los cortijos. La costumbre se ha mantenido, con una fiesta popular ante su misma ermita en la que faltan las tradicionales candelas.

Juan Palomo