Encuentro del Sr. Obispo con la Vida Consagrada

D. Juan José Asenjo recalcó que “la Encarnación supone la solidaridad más estrecha y más real con los hombres que puede darse”.

vidaconsagradadiciemEl pasado 20 diciembre, D. Juan José Asenjo se reunió con casi un centenar de religiosos y religiosas de las distintas órdenes y congregaciones, institutos seculares y sociedades de vida apostólica presentes en la Diócesis; la reunión tuvo lugar en la parroquia del Sagrario de la Santa Iglesia Catedral.
El acto consistió en una reflexión del Sr. Obispo enmarcando el tiempo de Adviento y Navidad con el compromiso de los consagrados en la misión del divino Salvador. D. Juan José Asenjo señaló que “en su Encarnación, el Señor nos indica cuál debe ser el estilo del consagrado y del evangelizador (…). La Encarnación nos sugiere la necesidad de la cercanía a aquellos a los que servimos”. Manifestó, además, que “sólo viviremos adecuadamente el Nacimiento del Señor, si una fuerte carga de humanidad regula nuestras relaciones y sacude nuestra indiferencia ante los hermanos. Esa humanidad es especialmente urgente ante el empobrecido, el desprotegido, el enfermo, que son quienes reclaman con más urgencia nuestro amor solidario”.
El Sr. Obispo aprovechó también este momento para felicitar las Navidades a los presentes y que la hicieran extensiva “a su familia espiritual y a su familia de sangre”.
A continuación, los asistentes se desplazaron al Salón del Actos del Palacio Episcopal donde la Presidenta de CONFER, Pilar Serrano, en nombre de todos los religiosos y religiosas, además de felicitar las Navidades al Sr. Obispo, tuvo unas palabras de agradecimiento por los cinco años de su ministerio episcopal en la Diócesis de Córdoba y sus desvelos para las familias religiosas.