El Sr. Obispo firma dos convenios de colaboración con la UCO

Mon. Demetrio Fernández ha firmado hoy dos convenios de cooperación con la Universidad de Córdoba en un acto que ha tenido lugar en el Rectorado.

Se trata de un convenio marco para la Colaboración Científica, Técnica y Cultural y un convenio específico en Materia de Formación e Investigación, que tendrá una vigencia de tres años.

El acuerdo marco establece la ejecución de proyectos y programas de investigación, así como la organización y el desarrollo de actividades académicas y de formación integral. El convenio específico incluye el compromiso de la UCO y de la Diócesis de estudiar la integración de las bibliotecas de ambas instituciones, además de facilitar las instalaciones para la realización de cursos, seminarios y otras actividades religiosas destinados a los miembros de la Comunidad universitaria. También, la UCO se compromete a autorizar el uso de las zonas deportivas a los alumnos de los Seminarios "San Pelagio" y "Redemptoris Mater".

Al acto han asistido el sacerdote Miguel Enrique de Castro, Director del Secretariado Diocesano de Pastoral Universitaria; Julia Agudo Romero, Secretaria General de la UCO y José Manuel Roldán Nogueras, Rector de la UCO, entre otras personalidades que han querido estar presentes en la firma de este acuerdo. Asimismo, el Sr. Obispo ha estado acompañado por su secretario, Manuel Rodríguez, y por Francisco Jesús Orozco, Vicario General de la Diócesis.

Con la finalidad de aunar esfuerzos y establecer normas de actuación que encaucen la difusión del conocimiento al servicio de la cultura, la calidad de vida y el desarrollo universitario, el Obispo de Córdoba ha expresado su interés en continuar estableciendo relaciones favorables con la Universidad de Córdoba. De otro lado, ha agradecido a Miguel Enrique de Castro su trabajo en la Universidad con los jóvenes y ha afirmado que la Diócesis tiene mucho que poner al servicio de la sociedad.

Por su parte, el Rector ha recordado que la Universidad es global, por lo que es importante el papel de la Iglesia en la educación y en la vida, para asumir de modo responsable su papel en la familia y en la sociedad con competencia profesional, pero también humana y espiritual. También, ha destacado la excelente relación que mantienen y que los principales beneficiados de este acuerdo son los alumnos.