El Papa Francisco bendecirá la imagen del Beato Juan Pablo II que está realizando la Archicofradía lucentina de Ntro. Padre Jesús Nazareno

La Venerable Archicofradía de Ntro. Padre Jesús Nazareno de Lucena, ha recibido la feliz noticia de que la imagen que está realizando el imaginero lucentino Francisco Javier López del Espino y que recibirá culto en la reconstruida iglesia de San Pedro Mártir, será bendecida por el Papa Francisco, en el transcurso de la Audiencia General del próximo miércoles 26 de febrero, en la Plaza de San Pedro del Vaticano.

La Prefectura de la Casa Pontificia, órgano que se encarga de organizar las audiencias de Su Santidad, ha accedido así a la petición que meses atrás le realizara nuestro obispo Don Demetrio Fernández, que acogió como suya una idea que surgió del consiliario de esta Archicofradía, D. Nicolás Rivero y que contaba con el entusiasta apoyo de toda la Junta de Gobierno.

La histórica jornada del 26 de febrero, comenzará con una misa privada para la delegación nazarena que se desplace hasta Roma, que será oficiada por D. Demetrio Fernández, obispo de Córdoba y por D. Nicolás Rivero y que se celebrará en la Capilla de San Sebastián de la Basílica Vaticana, en la que se encuentra el sepulcro del Beato Juan Pablo II. Posteriormente comenzará la Audiencia General en la que el Papa Francisco recibe a los peregrinos llegados hasta Roma y en el transcurso de la misma tendrá lugar la bendición de la nueva imagen, que estará colocada al efecto en el Sagrato lugar donde se sitúa el Altar en las ceremonias que se realizan en la Plaza de San Pedro y desde donde el Santo Padre realiza la audiencia.

La Venerable Archicofradía de Nuestro Padre Jesús Nazareno, quiere expresar su enorme alegría por la consecución de este anhelado proyecto, agradeciendo a D. Nicolás y sobre todo a nuestro querido obispo D. Demetrio, la ilusión puesta para llevar a buen puerto esta iniciativa, que esperamos aumente la devoción al que desde el próximo 27 de abril será San Juan Pablo II y que recibirá culto público por primera vez en nuestra provincia, en la iglesia de San Pedro Mártir de Lucena.