El P. Raniero Cantalamessa preside la Eucaristía en la Casa de Espiritualidad San Antonio

El P. Raniero Cantalamessa ha presidido hoy la Eucaristía junto a todos los sacerdotes que durante estos días están participando en los ejercicios espirituales que están teniendo lugar en la Casa de San Antonio, dirigidos por él mismo.

En la homilía, el P. Raniero ha profundizado sobre el misterio de la Eucaristía, partiendo de un texto de Pablo en la primera Carta a los Corintios donde dice: "El pan que bendecimos, ¿no es comunión con el Cuerpo de Cristo? y el Cáliz que bendecimos, ¿no es comunión con la Sangre de Cristo?". Al hilo de esto, ha manifestado que "hay solamente un pan, ya que todos los que participan en la Eucaristía forman un solo cuerpo".
Seguidamente, ha explicado que "la comunión Eucarística es comunión con Cristo". "El pan que bendecimos significa comunión con el Cuerpo de Cristo. En la comunión formamos un solo cuerpo y un solo espíritu", ha afirmado.
Además, ha comentado que "es una comunión que se realiza a través de una asimilación, en la que Jesús nos transforma en Él, transforma nuestra manera de pensar, nuestros sentimientos...hace de nosotros verdaderamente cuerpos suyos". Asimismo, ha indicado que "la comunión es también un intercambio porque en la comunión lo tuyo llega a ser mío y lo mío se vuelve tuyo. Ésta es la ley de cambio. Si aplicamos esta ley a la comunión Eucarística veremos las consecuencias luminosas que salen".
Por último, ha explicado que "eso significa que lo que es mío en la comunión Eucarística se vuelve de Jesús y lo propio de Cristo, que es la Santidad, gracias a la Eucaristía se vuelve mío. Gracias a la Eucaristía la Santidad de Jesús llega a ser mía".
Los ejercicios concluirán el próximo día 17.