El Obispado de Córdoba se adhiere a la candidatura de “Medina Azahara” como Patrimonio Mundial de la Humanidad

“En una ciudad como Córdoba, todo lo relacionado con la puesta en valor del rico patrimonio histórico-artístico es decisivo para su economía presente y futura”

El Obispo de Córdoba, Mons. Demetrio Fernández, se ha sumado al manifiesto de apoyo a la candidatura de la ciudad califal “Medina Azahara” a Patrimonio Mundial de la Unesco, en un acto que ha reunido en la Sala Orive de Córdoba a representantes de instituciones, entidades y organismos de la ciudad.

Con esta adhesión, el Obispado de Córdoba y la Diócesis ofrecen su apoyo al Ayuntamiento de Córdoba y a la Junta de Andalucía para impulsar esta iniciativa “que redundará en bien de nuestra sociedad cordobesa”.

“En una ciudad como Córdoba, todo lo relacionado con la puesta en valor del rico patrimonio histórico-artístico es decisivo para su economía presente y futura, y para impulsar la creación de empleo”, ha manifestado el prelado. Igualmente, ha recordado que “el trabajo del Cabildo Catedral durante siglos permitió la magnífica conservación del Conjunto Monumental Mezquita-Catedral que os mereció recibir el título de Patrimonio Mundial de la Humanidad en 1984 y la posterior distinción de “Patrimonio de la Humanidad de Excepcional Valor Universal” en 2014”.

De esta forma, Mons. Demetrio Fernández ha querido mostrar públicamente su respaldo a la iniciativa de solicitud del título, recordando a su vez que la solicitada concesión cuenta con el respaldo de su importantísimo y original valor histórico-artístico y se añadiría a lo ya conseguido.

“La Ciudad que Brilla”

Con esta iniciativa, se hace patente el amplio respaldo social con el que cuenta la candidatura y, a su vez, los que se han suscrito al manifiesto, se comprometen a promover el conocimiento y valoración de Medina Azahara, así como a involucrarse de manera directa y activa en la promoción de la campaña informativo sobre la candidatura, que lleva por lema “Enamórate de la Ciudad que Brilla”.

Asimismo, la adhesión activa a la propuesta de la candidatura de Medina Azahara a Patrimonio Mundial contribuye a que Córdoba siga siendo un bien central, con proyección internacional.