Inaugurada la restauración de la capilla del Espíritu Santo

Bernardito Auza ha visitado la Mezquita Catedral de Córdoba acompañado del Obispo de la diócesis

Monseñor Bernardito Auza, Nuncio de Su Santidad el Papa Francisco, ha inaugurado la restauración de la capilla del Espíritu Santo de la Mezquita Catedral de Córdoba. Monseñor Demetrio Fernández, Obispo de Córdoba, Juan Manuel Moreno, Presidente de la Junta de Andalucía, José María Bellido, alcalde de la ciudad, miembros del Cabildo Catedralicio, y autoridades de Córdoba y de la Junta de Andalucía, han acompañado al Nuncio durante el acto de inauguración y el recorrido por el interior del templo principal de la Diócesis.

Durante su alocución monseñor Bernardito Auza ha querido felicitar al Cabildo Catedralicio por “el gran trabajo de restauración, expresión de su empeño y responsabilidad de cuidado”. Para los cristianos la belleza es una vía privilegiada para acercarse al Divino, ha continuado. “El arte tiene su importante papel en la evangelización porque la belleza comparte con el sentido religioso una vía común, la de la belleza”, ha asegurado el Nuncio. Monseñor Bernardito ha agradecido, en nombre del Santo Padre, la conservación y promoción del arte y del patrimonio de Andalucía.

Por su parte, monseñor Demetrio Fernández, obispo de Córdoba, durante su intervención ha recordado que esta restauración es “una de tantas” porque la Catedral está continuamente en actuaciones de este tipo. “La Iglesia conserva el arte y lo pone al servicio de todos” ha apuntado el prelado. El Obispo ha recordado que es importante que “tomemos conciencia de que este patrimonio, que es propiedad de la Iglesia católica, está abierto a todos”. “Los templos son un lugar público, por su uso, y de propiedad de la Iglesia católica como lo es esta Santa Iglesia Catedral”.

Finalmente, la restauradora, Anabel Barrena, ha detallado el proceso que se ha llevado a cabo para restaurar la capilla del Espíritu Santo, que ha durado cuatro años. Gracias a un video emitido en directo, los asistentes han podido ver en qué condiciones estaba la capilla antes de que empezara la restauración. Anabel Barrera ha asegurado que la intervención a la que se enfrentaron “no fue fácil”, principalmente por el mal estado de conservación de la capilla. El objetivo de la actuación ha sido conservar la historia del inmueble.

COMPARTIR EN REDES SOCIALES