Cursillo de renovación

En Córdoba se vienen celebrando tres por año, a los cuales asisten de veinticinco a treinta personas, el sacerdote, el equipo de responsables y el de cocina.

cursillos1Durante los días 28 y 29 tuvo lugar un cursillo de renovación, organizado por Cursillos de Cristiandad, en la Casa San Pablo.
El cursillo de renovación es la oportunidad que el Movimiento de Cursillos brinda a todas aquellas personas que un buen día hicieron un Cursillo de Cristiandad, para que vuelvan a experimentar un encuentro con Dios, de forma que la experiencia vivida anteriormente se prolongue todo lo posible. El único requisito imprescindible es haber hecho previamente el cursillo de tres días y que haya transcurrido un año aproximadamente desde el mismo.
El cursillo de renovación se celebra a lo largo de dos días, que van desde el sábado tarde al domingo noche, clausurándose con una Eucaristía abierta a todo el mundo.
El desarrollo es muy similar al cursillo “grande”, esto es, varias charlas y trabajo en grupo en el cual comparten sus vidas, con la dirección espiritual de un sacerdote y el acercamiento a los sacramentos de la reconciliación y la eucaristía para todo aquél que lo desee.
Los objetivos que se persiguen son proclamar y posibilitar un encuentro con Jesucristo mediante una interiorización y revisión personal, recalcar y profundizar en la dimensión comunitaria de nuestro Ser Iglesia y por último reforzar, motivar y animar a ser auténticos testigos en los ambientes en los que nos movemos (familia, trabajo, ocio).
En definitiva es una experiencia extraordinaria de fe y acercamiento al Señor, breve pero intensa, para personas que quieren permanecer en el camino y reencontrarse consigo mismo y con Dios.