21 de noviembre, Día Mundial en recuerdo de las víctimas de accidentes de tráfico

El Apostolado de la Carretera invita a no dejar pasas esta oportunidad para tener presentes a los fallecidos y familiares en la santa misa

En octubre de 2005, la Asamblea General de las Naciones Unidas adoptó una resolución que instaba a los gobiernos a declarar el tercer domingo de noviembre como el Día Mundial en recuerdo de las víctimas de accidentes de tráfico, con el objetivo de ofrecer reconocimiento a los fallecidos en accidentes y a la difícil situación de los familiares que se enfrentan a las consecuencias emocionales y prácticas de estos trágicos sucesos.

El domingo, 21 de noviembre, desde el Apostolado de la Carretera se promueve el “Día Mundial en recuerdo de las víctimas de accidentes de tráfico”. “No dejemos pasar esta oportunidad para hacer presentes en la Santa Misa y demás celebraciones litúrgicas a los que han muerto trágicamente en la carretera, y han dejado un gran vacío y dolor en el corazón de sus seres queridos”, insta el Apostolado de la diócesis de Córdoba.

Los accidentes de tráfico se cobran cada año la vida de casi 1,3 millones de personas y causan daños y lesiones irreversibles a más de 50 millones. Constituyen la principal causa de mortalidad entre los jóvenes de edades comprendidas entre los 15 y los 29 años.  El año 2020 ha concluido en España con 870 fallecidos en accidentes de tráfico y 3.463 víctimas. Una cifra demasiada alta si tenemos en cuenta que la pandemia redujo la circulación un 25%. Los factores del riesgo en la accidentalidad siguen siendo: los niveles de alcoholemia, correr más de la cuenta, prescindir del cinturón de seguridad, las distracciones y el uso del móvil en la conducción. Todos estos multiplicadores evidencian sobre todo el fallo humano, y ponen de manifiesto -una vez más- la falta de responsabilidad y atención en la conducción.

COMPARTIR EN REDES SOCIALES