COMENZAMOS EL ADVIENTO

Acabamos de iniciar este tiempo de esperanza en el que se nos da una nueva oportunidad para dejarnos cambiar el corazón por Dios, que nos lo quiere hacer tan grande como el suyo.

Todos tenemos muchos medios a nuestro alcance y también los podemos poner al alcance de los demás. Dejemos volar nuestra imaginación para ponerla al servicio del bien.

Dios no nos pide cosas complicadas, quiere cosas sencillas hechas con mucho amor.

Un ejemplo es lo que han hecho unos alumnos de segundo de primaria en uno de los Colegios de la Sierra. Un bonito manual que encierra un propósito personal para regalar a Dios en este tiempo y disponer mejor el corazón para recibir a Jesús.

¡Feliz tiempo de Adviento!