Santos Amador, presbítero, Pedro, monje y Luis, laico, mártires.

Según recoge Manuel Nieto Cumplido en su obra “Córdoba: patrimonio de santidad”, Amador había llegado a Córdoba con su padre y hermanos para estudiar, procedentes de Jaén y aquí se hizo sacerdote. Junto con el monje Pedro y el diácono Luis acordaron no renunciar a su fe católica y condenaron el Islam. Los mataron el 30 de abril del 855. “Sus cuerpos fueron arrojados al Guadalquivir pero aparecieron algunos días después a orillas del río” No se conoce el lugar de sepultura de San Amador, pero Pedro fue sepultado en el monasterio de SAN Salvador de Peñamelaria y Luis en Palma del Río.