Ayudando y acompañando a la Pastoral Familiar

Más de un centenar de catequistas prematrimoniales se han dado cita en la mañana del sábado para profundizar en todo lo relacionado con la Pastoral Familiar. Entre ellos, se encontraban también los asistentes al curso sobre nulidades matrimoniales ofrecido por la Diócesis.

IMG_2795

El Palacio Episcopal ha acogido en la mañana del sábado, 11 de junio, un encuentro con todos los agentes de pastoral familiar, especialmente, con las personas que colaboran en las parroquias impartiendo cursillos de preparación al sacramento del matrimonio. Entre ellos, también se encontraban los casi 150 alumnos del curso de nulidades matrimoniales que recientemente ha ofrecido la Diócesis, con  el fin de acompañar, ayudar e integrar a todas las personas que lo necesiten.

El encuentro ha estado presidido por el Obispo de Córdoba, Mons. Demetrio Fernández, y junto a él también han estado Joaquín Alberto Nieva García, coordinador del Curso sobre los procesos de nulidad matrimonial impartido en la Diócesis y promotor de justicia del Tribunal de la Rota de la Nunciatura Apostólica en Madrid; Antonio Jesús Morales Fernández, vicario judicial del Tribunal Eclesiástico de Córdoba; y José Gómez, Delegado diocesano de Familia y Vida.

En el mismo se ha expuesto el funcionamiento del Tribunal diocesano de Córdoba desde que el Papa Francisco instituyera en Motu Proprio Mitis Iudex Dominus Iesus, sobre la reforma del proceso canónico para las causas de declaración de nulidad del matrimonio en el Código de Derecho Canónico, así como el deber de la Iglesia de atender a todos aquellos asuntos relacionados con la Pastoral Familiar. Además, tanto el Obispo como el promotor de justicia del Tribunal de la Rota de la Nunciatura Apostólica en Madrid, han coincidido en la necesidad de acompañar, acoger e integrar a todas las personas que estén pasando por un proceso de nulidad matrimonial o cualquier dificultar en su vida conyugal. Por su parte, el Obispo ha respondido a todas las dudas e inquietudes planteadas por los asistentes al encuentro, el cual ha finalizado con la entrega de diplomas a todos aquellos que han realizado el curso de la Diócesis sobre los procesos de nulidad matrimonial.