La economía, tema central de la formación permanente

En la mañana del jueves, 13 de octubre, ha tenido lugar una nueva sesión de formación permanente para los sacerdotes. Ésta ha contado con la intervención de Fernando Giménez Barriocanal, Vicesecretario de Asuntos Económicos de la CEE.

El Palacio Episcopal acogió el jueves 13 una nueva jornada de formación permanente centrada, en esta ocasión, en el autosostenimiento económico de Parroquias e Instituciones de la diócesis de Córdoba. Tal y como anunciaba el Obispo en su carta de inicio de curso: “Necesitamos una economía de comunión, con total transparencia, y con un programa de futuro. Ya vamos dando pasos en esta dirección, pero es preciso un cambio de mentalidad para no andar continuamente asfixiados por el tema económico”.

Teniendo en cuenta esto, el departamento de economía y de desarrollo de la Diócesis convocó esta jornada de formación con el fin de favorecer la sostenibilidad, la transparencia y la gestión profesional de los bienes materiales de la Iglesia Diocesana de cara a conseguir la autosuficiencia e independencia económica.

Para ello, la cita contó con Fernando Giménez Barriocanal, Vicesecretario de Asuntos Económicos de la CEE, quien disertó sobre “El nuevo escenario económico, político y social, y sus repercusiones en el sostenimiento económico de la acción pastoral en España: el fomento de la corresponsabilidad y la transparencia”. Éste comenzó su intervención asegurando que “aunque la economía es la tarea menor de la Iglesia, hay que cuidarla”; de ahí que desglosara cómo es el escenario social en el que ahora mismo nos estamos moviendo, qué características tiene, que es el autosostenimiento, que es la financiación de la Iglesia, sobre qué pilares se basa y qué es el concepto de transparencia. Centrándose en este último, destacó que hoy por hoy hay que ser transparente, lo cual supone un cambio de mentalidad. “Si nosotros somos trasparentes con todas las cosas, seremos mucho mejor y podremos avanzar en todo”, afirmó. Además, resaltó varias dimensiones a tener en cuenta para llevar a cabo la transparencia como por ejemplo cumplir la ley, responder a una demanda social o utilizar precisamente la comunicación transparente como una captación de recursos. “Hay que hacer una gestión profesional del dinero siempre y dar a conocer en qué se gasta”, aseguró.

Segunda parte

Tras un descanso, intervinieron también para profundizar en el asunto José Luis Vidal, Ecónomo de la Diócesis, quien habló de la situación de la diócesis de Córdoba; y Juan Luis Martínez, Director de la Oficina de Desarrollo, para ofrecer un plan de trabajo para inculcar una mentalidad de corresponsabilidad, don y compromiso.

Éste último, aludiendo a palabras del Papa Benedicto XVI, comentó que “el apoyo económico a la Iglesia visto desde una dimensión pastoral, permite entender que éste supone vivir el aquí y ahora de la fe, una forma de mostrar nuestro compromiso y una muestra del agradecimiento por el don recibido”.